MOVILIZACIÓN INTERNACIONAL POR LA PAZ Y EL RESPETO A LA VIDA EN COLOMBIA

COMUNICADO DE PRENSA

MOVILIZACIÓN INTERNACIONAL POR LA PAZ Y EL RESPETO A LA VIDA EN COLOMBIA

15 de noviembre de 2019

Ginebra – Montevideo – Nueva York – Quito – San José

Miles de colombianas y colombianos residentes en el exterior exigiremos nuevamente respeto por la paz y la vida el próximo 15 de noviembre a casi tres años de la firma del llamado Acuerdo Final entre las entonces FARC-EP y el gobierno de Colombia.

La iniciativa que tendrá como epicentro a las ciudades de Ginebra (sede de la ONU), Montevideo (sede Mercosur), Nueva York (sede ONU), Quito (sede OEA) y San José de Costa Rica (sede CIDH), acontecerá tras varias movilizaciones encaminadas a visibilizar la continua violación de los derechos humanos en Colombia y denunciar el incumplimiento gubernamental de dicho pacto, rubricado en 2016.

Una de ellas, la del 5 de abril del presente año, estuvo dirigida hacia la Corte Penal Internacional en La Haya y tuvo ecos en el continente americano. Posteriormente el 13 de junio inauguramos oficialmente el capítulo internacional de la plataforma Defendamos la Paz y el 26 de julio marchamos en casi todo el planeta por la vida de los líderes y lideresas sociales.

Y es con ese mismo espíritu con el que nos reuniremos el 15 de noviembre en las ciudades que son sede de Naciones Unidas, Mercosur, OEA y la Corte Interamericana de Derechos Humanos, donde tendremos el apoyo de congresistas, organizaciones sociales, activistas y de otros numerosos representantes de la sociedad civil sensibilizados con nuestra causa.

Los pactos firmados entre el Estado y las FARC-EP significaron para el pueblo colombiano un primer y contundente paso rumbo a la construcción de una paz duradera. Por primera vez en la historia del país sudamericano el perdón y la reconciliación comenzaron a vislumbrarse como una opción verdadera.

 

Con la llegada al poder del presidente Iván Duque en 2018 el panorama cambió por completo. Cientos de mujeres y hombres comprometidos con la justicia han sido asesinados por grupos criminales que gozan de impunidad; los excombatientes se enfrentan a enormes dificultades en su proceso de reincorporación social y son víctimas de constantes amenazas, hostigamientos, torturas y linchamientos; las ejecuciones extrajudiciales volvieron a ser noticia y los atentados contra los partidos de oposición. Estamos presenciando un genocidio bajo el silencio cómplice del Estado. Ante las denuncias el oficialismo responde reprimiendo la protesta, agudizando la censura a periodistas y medios de comunicación independientes, ejecutando políticas económicas en detrimento del pueblo, mientras en giras internacionales promueve un acuerdo con el que obtiene financiamientos.

Pese a residir en distintas latitudes, logramos acordar líneas de acción para contribuir desde la diáspora y la diversidad que nos caracteriza a la construcción de propuestas pacíficas frente a la actual crisis por la que atraviesa Colombia.

Nuestros pedidos son claros: implementación estricta del acuerdo de paz; defensa del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición; garantías plenas para el funcionamiento de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), la Comisión de la Verdad y la Unidad para la búsqueda de personas desaparecidas en el contexto de la confrontación armada interna; reanudación inmediata de las conversaciones con el Ejército de Liberación Nacional (ELN); cumplimiento de los compromisos adquiridos con los sectores sociales; protección de la vida de los líderes, lideresas y ex-combatientes de las FARC-EP; empleo del diálogo y la búsqueda de salidas políticas como únicas herramientas en la solución de cualquier conflicto.

Contacto: [email protected]

COMITÉ INTERNACIONAL DE MOVILIZACIÓN CIUDADANA DEFENDAMOS LA PAZ – CAPÍTULO INTERNACIONAL