Militarización territorial inconsulta,hostigamientos y amenazas contra reclamantes de tierras.

Luego del asesinato de Johana Truaquero en el municipio de Río Sucio a manos de paramilitares, hija de uno de los reclamantes de tierras y líder de El Cerrao, Curvaradó, han continuado hostigamientos y amenazas de muerte contra integrantes de los consejos comunitarios y los anuncios de militarización del territorio con la instalación de una base militar en predios colectivos.


FREDY MANCHEGO, líder comunitario, recibió una amenaza de muerte contra tres líderes de restitución, mientras funcionarios públicos lo disuadían para no denunciar el hecho.

Entre tanto, en medio de efectivos de la brigada 17 omiten actuar ante la ocupación de mala fe que continúan usando predios colectivos en sus negocios, como ocurre en Caño Manso, Curvaradó.

De manera poco transparente, el oficial VALLEJO de la brigada 17, sin acuerdo con las comunidades, desconociendo el derecho a consulta y consentimiento, y desconociendo la administración territorial de parte de las comunidades negras y los principios del derecho internacional humanitario, ha promovido con algunas personas, la instalación de un batallón militar en predios colectivos de Andalucía en Curvaradó.
El propio militar ha indicado que la instalación beneficiara con empleo e ingresos a las mujeres y hombres de los consejos comunitarios y desconoce las propuestas colectivas de protección de las comunidades e involucra a las comunidades y sus territorios en el conflicto armado.

Ver Constancia http://justiciaypazcolombia.com/Asesinato-de-hija-de-lider-de

Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

Bogotà, D. C. Junio 22 de 2012